31 de marzo de 2011

Gestos 2

Eme recien dejo un mensaje bastante interesante en el posteo anterior. El mismo decia:

Te cuento la inversa, por ejemplo pareja que avanza hacia UNA, mujer mirando hacia la nada misma y hombre que te clava la mirada, o hace un gesto con la boca, o descaradamente te tira un beso disimulado, mientras su pareja muy bien abrazada por él continúa en su abstracción eterna.
Ustedes, mi estimado Border, son seres extraños, por un lado como bien lo describís, se empeñan por retener la presa conseguida y conquistada, pero desdeñando en el mismo acto la conquista obtenida están a la búsqueda de nuevos continentes, que pongan fin a sus ansias de conquistadores.
Aclaro, no soy "la mina", tan sólo una más del montón.

Y vemos aca un paradigma del ser humano, en este caso retratado por un hombre pero que tambien se pueden encontrar en algunas mujeres haciendolo.
El ser humano que mas alla de estar con su pareja necesita demostrar que aun es macho alfa para la sociedad y que puede cazar todo lo que le pase cerca. Tiene y debe mostrar su masculinidad siempre, CREERSE que el aun puede y debe conquistar todo lo que pase cerca.


Muchas veces he escuchado, no solo en señoras que andan en los 70/80 años sino tambien en algunas de 20/30 años, que si su pareja hombre queria tener algo afuera de la pareja que se lo permitia. Aduciendo que siempre el caballero volvia "a comer en casa siempre".
Lo que nunca  supiero responder es que si ese hombre le tomaba el gusto por comer afuera, nunca vas iba a querer comer en su casa. Por lo que a la larga demostraria que su pareja es una falacia.

Yo descreo que la pareja es la media naranja, o dame toda la fruta o no me des nada. A mitades solo viven los mediocres y los que no tienen ganas de ser libres.


En ese comentario demuestran tambien que el sujeto en cuestion "NO SE HACE CARGO" de nada. Asi de sencillo y cortito. No toman a las parejas en serio.

Por ende es ideal sacarse esta clase de personas de encima siempre.

3 comentarios:

  1. el sujeto en cuestión (que me ha sucedido muchas veces y son correspondidos con una cara de asco impresionante) en realidad, es un pobre imbécil.

    ResponderEliminar
  2. Bueno. Hay mucho pelotudo suelto. Pobrecitos los que creen que se las saben todas. Abrazo

    ResponderEliminar
  3. Me ha pasado enganchar miradas de otros que iban acompañados, y de algún acompañante mío perderse en el cuerpo de otras.
    Cuando recibí las miradas, les devolví una cara de traste infernal y cuando miraron a otras en mi cara, les acomodé la mandíbula (no lo fajé, pero le enderecé la carita).
    Después comprendí que no valía la pena.

    Besote Lev!!!

    ResponderEliminar