1 de mayo de 2011

Sabato


 A Ernesto Sabato lo descubrí en mi adolescencia cuando una profesora de esas que más que enseñarte sobre su materia te enseña sobre la vida.

La primera obra que me hizo leer, como a muchos otros, fue El Túnel.
Lo empecé a hojear por obligación pero hubo algo en María Iribarne que me llamo la atención.
Conclusión el libro lo devore en solo un par de horas.
Me asombraba que un libro que estaba escrito en 1948 al día de hoy tenga tantos significados.

Convengamos que tanto ese libro como otros son bastante oscuros. Los emos aun no los descubrieron, piensan que lo mas heavy que leyeron fueron los últimos tomos de la saga de Harry Potter.

Pero no estaba predestinado este posteo a un puber con lentes y varita sino a un señor con una apariencia de cansado pero con una prosa que aun maravilla.

Desde aca un abrazo a la distancia a donde este.

2 comentarios:

  1. Comparto el abrazo...

    También empecé con El Tunel en la secundaria...

    Besos

    ResponderEliminar
  2. No leí "El túnel", pero sí leí hace muchos años "Sobre héroes y tumbas". Y aunque la arista histórica no es muy de mi agrado, me gustó.
    Lamento también la pérdida.
    Saludos, Pablo.-

    ResponderEliminar